El verano ha llegado y con él situaciones que pueden crearnos algunas dudas para las familias que acaban de tener un bebé. ¿Debo darle agua? ¿Puedo bañarlo? ¿Tengo que ponerles crema solar? ¿Qué pasa con las picaduras de los insectos?…

¡Comencemos!

AGUA:

¿Cuándo debo ofrecer agua a mi bebé?

Muchas mamás y papás se preguntan si deben dar agua a sus hijos recién nacidos y en especial en verano. Esto dependerá de la edad del bebé.

Sí es un bebé menor de 6 meses, no se debe ofrecer nada que no sea LECHE, tanto materna como artificial. En ambos casos se deberá ofrecer a demanda.

Muchas mamás, sobre todo si ya han tenido otro hijo que nació en otra época del año, se preocupan porque notan que su bebé demanda pecho continuamente. Esto que de por sí es normal, ya que ellos se autorregulan y demandan según sus necesidades, se puede ver incrementado en esta época del año, puesto que los bebés no solo toman pecho para nutrirse, entre sus muchas funciones, tan bien maman para poder hidratarse. La composición de la leche, como ya hemos hablado en otro post, va cambiando a lo largo de la toma, y al principio de la toma tendrá una composición de agua mucho mayor. Por tanto, es normal que notemos que demandan más el pecho y hacen tomas cortas. Esto lo hacen porque es su forma de hidratarse, y con las temperaturas que hay en verano, necesitan hidratarse más, igual que los adultos.

De modo que en menores de 6 meses no debemos dar agua, ni otras bebidas o comidas a nuestro bebé que no sean leche.

¿Cuándo debemos empezar a ofrecer agua?

Cuando los bebés comienzan con la alimentación complementaría, a partir de los 6 meses de edad, se puede ir ofreciendo agua con las comidas, siempre teniendo en cuenta que la leche sigue siendo su principal alimento hasta el año y que de ella van a obtener una gran cantidad de agua. Hay que recordar que siempre se debe ofrecer la leche (tanto si es lactancia materna como artificial) antes de las comidas. De manera que no debemos asustarnos si, aunque le ofrezcamos agua, bebe poca cantidad. Esto es normal y poco a poco irán aumentando la cantidad de agua que ingieren.

CREMA SOLAR:

En bebés menores de 6 meses no se recomienda usar ningún tipo de crema solar, ya que no son necesarias y además hay que recordar que la piel de los bebés es muy sensible. Los bebés de estas edades no deberían recibir luz solar directa, por eso no tenemos que ponerles crema.

En niños más mayores, si podemos emplear crema solar, lo importante que necesitamos conocer, es que las cremas deben proteger frente a radiación UVB y UVA. Podemos encontrar cremas solares con filtros físicos o minerales, que son las más adecuadas para niños de 6 meses hasta los 3 años. O filtros químicos o mixtos especiales para niños, que se pueden utilizar a partir de los 2 años.

La crema solar se debe aplicar 15 minutos antes la exposición solar y se debe repetir la aplicación cada 2 horas y después del baño.

También es necesario usar cremas solares de factores altos y en especial en niños, así que sería ideal usar factores de 30 o 50 que bloquean casi por completo la radiación solar.

Consejos para proteger del sol a los niños:

+ Evitar la exposición solar directa en menores de 3 años y en especial en menores de 6 meses.

+Evitar las horas centrales del día (12:00 a 17:00)

+Usar ropa y gorros con protección antiUV. Así como sombrillas con filtro antiUV.

AIRE ACONDICIONADO:

¿Se puede utilizar? Sí.

Es necesario tener algunas precauciones, pero podemos perfectamente poner el aire acondicionado en casa con niños y recién nacidos.

Precauciones:

+Que la temperatura que elijamos sea constante y no muy baja, unos 25 grados.

+Evitar que al bebé le dé la corriente del ventilador o la salida directa del aire acondicionado.

REPELENTE DE MOSQUITOS:

Todos sabemos que las picaduras de los insectos en verano son algo común y a menudo molesto.

En el caso de nuestros bebés debemos saber que no se pueden usar estos repelentes durante los primeros meses de vida, por tanto debemos priorizar otras medidas de prevención como son mosquiteras en las ventanas de casa, mosquiteras para las cunas, o ropa larga y fina si la temperatura no es muy elevada.

¿PODEMOS BAÑAR A NUESTROS BEBÉS EN LA PISCINA O EN EL MAR?

Se suele recomendar esperar hasta los 6 meses de edad, aunque es verdad que sí que podríamos bañarlos. Siempre deben ser baños breves, evitando grandes cambios de temperatura y si es en piscina no debe llevar cloro.

Para mayores un año, pueden bañarse sin problema, siempre estando pendientes en todo momento, sin dejarlos solos y con precaución.

Recuerda que si necesitas asesorarte sobre esto y muchos otros temas, estamos a tu disposición.